Bandera de la Tierra… ¿distintivo de la humanidad?

Para muchos no es nuevo que un país tenga una bandera, pero sí que el planeta Tierra tenga un distintivo especial. En pleno Día Internacional de la Madre Tierra, descubrimos que este mundo ya cuenta con varias propuestas de vexilólogos (estudiosos de las banderas) que se interesaron por darle una identidad a través de un lábaro planetario.

Bandera de la ONU

El Día de la Tierra, establecido por la Organización de las Naciones Unidas el 22 de abril de 1970, ha sido una especie de reconocimiento a este planeta por ser la única opción para la vida. Es tanta la banalidad humana que no sólo raya en la creencia de que asignar un día especial para recordar el mundo que pisamos, puede ayudar a crear conciencia de cuidarlo. También lo es el hecho de crear una bandera de la Tierra tal vez por aquello de que los extraterrestres existan y quieran competir con nosotros, como lo hicieron Estados Unidos y la Unión Soviética durante la Guerra Fría. En este caso, ambos trataron de imponer una forma de ideología representada en sus respectivas banderas y quizás hasta se pueda comprender que los grupos humanos o las naciones se identifiquen a sí mismos bajo un símbolo patrio, pero en el caso de la Tierra, parece más bien un intento por llevar a la humanidad a niveles impensables de trascendencia ridícula.

El origen de las banderas se encuentra en la necesidad de los pueblos por resaltar una identidad, casi siempre con tendencia militar o bélica. Según los expertos deben ser sencillas y reunir el interés colectivo en torno a sus formas, colores e interpretaciones. A través de la historia de la humanidad hemos podido comprobar que al hombre le gusta la tendencia a agruparse en torno a una especie, grupo social o causa política, muchas veces con un nivel de enajenación tal que da origen a cultos. Veamos de una vez cuáles son las “banderas” que se han propuesto para representar a este planeta y veremos si en realidad agrupa a la humanidad o sólo son derivaciones de causas científicas y descripciones astrónomicas.

Bandera de James W. Cadle

 

Esta bandera fue ideada en 1970 por James W. Cadle, un granjero estadounidense que muestra a la Tierra en azul, por ser el agua el elemento predominante, y que orbita alrededor del Sol amarillo. Un círculo blanco más pequeño alude a la Luna y la parte negra es el universo.

 

 

Esta es la propuesta hecha en 2015 por Oskar Pernefeldt, un artista sueco que la calificó como la Bandera Internacional del Planeta Tierra. Se trata de un siete círculos concéntricos que forman una especie de flor, con lo que se busca ejemplificar la vida y el entramado que se forma en todo el planeta. El fondo azul representa el océano. Aquí al menos, se expresa el origen de las banderas como un símbolo militar, pues fue creada para las posibles conquistas humanas en otros planetas.

 

Durante el XXIII Congreso Nacional de Vexilología, realizada en España en 2008, se presentó esta opción creada por Pedro Manuel Quesada López. Es una bandera compuesta por cuatro franjas verticales. No hay una descripción adecuada de la simbología de las barras, pero se puede deducir que la franja azul es el océano. La verde alude a la vida, mientras que la café es la masa terrestre. Nos falta saber qué significa la parte naranja.

 

Como sea, el significado de una bandera es prácticamente avasallador. El 20 de julio de 1969, el mundo pudo ver en la televisión como Neil Armstrong y Edwin Aldrin colocaron la bandera estadounidense en la Luna, simbolizando que Estados Unidos, reclamaba el satélite en “nombre de la humanidad”. Por cosas como estas, resulta absurdo tener una bandera planetaria.

Tal vez la única enseña que podría representar realmente al mundo, pero no por una especie de competencia con otros planetas que ni siquiera sabemos si están habitados, es la de la Organización de las Naciones Unidas, que representa a los cinco continentes amparados en dos ramas de olivo que representan la paz.

Bandera de Marte

Sólo para que lo sepan: existen casi un centenar de propuestas de banderas planetarias, muchas de ellas, basadas en el pacifismo, la coexistencia pacífica, la unidad humana, la descripción planetaria y hasta el impulso humano a la conquista del espacio. Marte, incluso, ya tiene una bandera creada por humanos, por supuesto. Se trata de un rectángulo tricolor con una barra roja que alude al planeta rojo, las otras dos son de color verde y azul, que simbolizan las posibles fases de terraformación en ese planeta. De hecho, esta enseña se usa en los laboratorios de la Nasa donde se realizan investigaciones sobre Marte.

Bandera de Brasil

Hay que destacar que la bandera de Brasil, es la única que conmemoró su independencia colocando un cielo nocturno, tal y como los astrónomos lo vieron el 15 de noviembre de 1889, a las 8:30 am desde Río de Janeiro, cuando la monarquía carioca fue derrocada.

Aquí te dejamos un video para que conozcas otras opciones que se han propuesto para representar al planeta, algunas de ellas son muy buenas, pero aún queda la interrogante: ¿Sirve de algo tener una bandera planetaria cuando las potencias espaciales usan su enseña nacional, con la que también muestran su orgullo?

 

Post a Comment